0

Los experimentos de Marina Abramovic

El performance va dirigido a lo real del cuerpo, no se trata de una representación y tal como afirma Marina, parece que se trata de explorar lo psíquico, los límites y su ruptura, y de tocar por momentos lo que no se logra apalabrar…

1393105_618500684851975_882709366_n

Esto fue un experimento de Marina Abramovic, le dijo a los espectadores que no se iba a mover durante seis horas, sin importar lo que le hicieran. En una mesa cerca, puso 72 objetos que se podían usar de manera destructiva o placentera, desde flores, plumas hasta cuchillos y una pistola cargada. Entonces le dijo a los espectadores a que usen los objetos como ellos quisieran.

Al principio, los espectadores fueron pacíficos y tímidos, pero escalaron a la violencia rápidamente. En sus palabras: “La experiencia que aprendí fue que… si se deja la decisión al público, te pueden matar… Me sentí realmente violada: me cortaron la ropa, me pegaron rosas al estomago, una persona me apunto con el arma en la cabeza y otra se la quito. Se creó una atmósfera agresiva. Después de exactamente 6 horas, como estaba planeado, me puse de pie y empecé a caminar hacia el público. Todo el mundo salió corriendo, escapando de una confrontación real.

Esta obra revela algo terrible de la humanidad, similar a lo que los experimentos de Philip Zimbardo en la cárcel de Stanford (Película “El Experimento” ) o el de obediencia de Stanley Milgram (“Los peligros de la obediencia” ), los cuales también demostraron con que facilidad la gente puede dañarse entre sí, bajo circunstancias inusuales.

Esta performance muestra lo fácil que es deshumanizar a una persona que no se defiende, y es particularmente fuerte porque desafía directamente lo que pensamos sobre nosotros mismos. Estoy seguro que nadie leyendo esto cree que la gente que lo rodea es capaz de hacer tales cosas a otro ser humano, pero este experimento, demostró lo contrario.

descarga

Marina Abramovic es una artista de performance que investiga y explora los límites de lo psíquico y mental. En sus performance se ha lacerado a sí misma, se ha flagelado, ha congelado su cuerpo en bloques de hielo, tomando drogas para controlar sus músculos, con las cuales ha quedado muchas veces inconsciente, y hasta en una ocasión casi morir de asfixia recostada dentro de una cortina de oxígeno y llamas.

marina_abramovic_456 (Copiar)--644x362

Sin embargo, los objetivos Abramovic poco tienen que ver con el sensacionalismo. Sus performances resultan una serie de experimentos que pretenden identificar y definir los límites en el control sobre su cuerpo; la relación entre el público con la performer; del arte y, por extensión, de los códigos que gobiernan la sociedad.

Su ambicioso y profundo proyecto se encamina a descubrir un método, a través del arte, que haga a la gente más libre.

skull and girl marina abramovic

Muchas de las performances de Abramovic en estos 30 años han sido brutales y desconcertantes. Algunas de ellas concluyen sólo cuando alguien del público interviene. Buscando el límite en el cual el público comprueba su resistencia a atestiguar el dolor y el sufrimiento, Abramovic crea un punto de ruptura, marcando radicalmente las sensaciones del presente del espectador.

Ella ha dicho: “Estoy interesada en un arte que perturbe y rompa ese momento de peligro; por eso, el público tiene que estar mirando aquí y ahora. Deja que el peligro te concentre; esta es la idea, que te concentres en el ahora”.

Balkan-Baroque

Nacida en Belgrado en 1946, hija de guerrilleros yugoslavos, sus primeras performances fueron una forma de rebelarse contra su estricta educación y la cultura represiva del gobierno de posguerra de Tito. Como todo su trabajo, eran purificaciones rituales encaminadas a liberarla de su pasado. En 1975 Abramovic conoce a Ulay, un artista con quien tiene en común sus preocupaciones artísticas. En las siguientes dos décadas viven y colaboran juntos, realizan performances y viajan alrededor del mundo. Sus performances exploran los parámetros del poder y la dependencia dentro de la relación triangular entre ambos y los espectadores.

En 1977 realizaron una performance titulada Breathing in/Breathing Out, en donde unieron sus bocas con fuerza y pegaron micrófonos a sus gargantas, respirando el oxígeno de los pulmones del otro, hasta que al final -al límite con la asfixia- sólo intercambiaban dióxido de carbono.

En otra, Rest Energy (1980), sostenían un arco tirante cargado con una flecha y apuntando al corazón de Abramovic, con sólo la fuerza de sus cuerpos manteniendo la tensión. Micrófonos grabaron la rápida aceleración del pulso de ambos.

images (2)

Entre 1981 y 1987 Abramovic y Ulay hicieron una serie de performances acerca del mundo titulada “Nightsea Crossing”, en la cual se instalaron como tableaux vivants en museos. En el último trabajo en conjunto, “The Great Wall Walk” (1988), caminaron 2.000 km a lo largo de la Gran Muralla China, comenzando cada uno en los extremos opuestos, encontrándose en el medio.

images (4)

Abramovic se ha descrito a si misma como la “Abuela del Arte de la Performance”. De aquella generación de artistas de los 70 quienes eligieron la performance como modo de expresión, Amabramovic es quizás la más activa actualmente. En 1997 mostró una video instalación y preformance, Balkan Baroque, en la Bienal de Venecia, y recibió el premio León de Oro a la mejor artista.

momacelebratesmarinaabramovicartistpresentnlyf8vzv__jl

Exposiciones Individuales Destacadas

“Cuerpo artista -cuerpo publico”, Museo de Arte Contemporaneo, Valencia, España, (exhibición itinerante), 1988
“Luminosidad”, Galería Sean Kelly, Nueva York, (exhibición itinerante), 1997-98
“Entre medio”, UTA, Dallas, (exhibición itinerante), 1996-97
“Marina Abramovic; Objects Performance video sound”, Museo de Arte Moderno Oxford, Oxford, Inglaterra, (exhibición itinerante), 1987

Exposiciones Grupales Destacadas

“Máquinas de Sueño: selección, Susan Hiller”, Camdem Centro de Arte, Londres, 2000
“Futuro, Presente, Pasado”, XLVII Bienal de Venecia, Italia, 1997
“Festival Mundial de Video”, Centro Mundial de Video, The Haque, Holanda, 1993
“Arte de Europa”, (con Ulay), Instituto de Arte Contemporáneo, Boston, Usa, (exhibición itinerante), 1987
“Bienal de Venecia; Ambiente/Participación/Estructura Cultural”, (con Ulay), Bienal de Venecia, Italia, 1976

Bibliografía destacada

Abramovic, Marina, Performing Body Marina Abramovic, Charta Edizioni, Milan, 1998
Landscape. The Trace of the Sublime, RieseKunsthalle zu Kiel, 1998
Out of Actions: Between Performance and the Object, 1949-1979, The Museum of Contemporary Art (MOCA), Los Angeles, 1998
Schneider, Rebecca, The Explicit Body in Performance, Routledge, London/New York, 1997
Ulay/Abramovic, Performances 1976 – 1988, Van Abbe Museum Eindhoven, Holland, 1997

Filmografía

Solo Performances, 1988-1998
Los Amantes, La gran caminata de la Gran Muralla, 1988
Serie de Video Continentales, 1983-1986
Mondus Vivendi, 1979-86
Antología de Performances, 1975-1980

Fuente:
http://www.taringa.net/posts/info/17248732/Un-experimento-de-Marina-Abramovic.html
http://www.enfocarte.com/1.12/performance.html

Comments


F. Iván Huerta Lozano

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.